El peleador retirado de UFC Leben fue condenado a 120 días de prisión y tres años de libertad condicional tras declararse culpable de múltiples cargos relacionados con un robo que realizo en Junio en el departamento ubicado en San Diego en cual compartía techo con su esposa.
 
Top